Conectarse

Recuperar mi contraseña

Éste foro se maneja en el futuro, donde la Tierra ya no es habitable y los humanos se han visto obligados a mudarse a otros planetas. Han abandonado el Sistema Solar para mudarse al Sistema de Gea, instalándose en cuatro nuevos planetas y aprendiendo a convivir con las diversas especies que allí abundan. Una extraña epidemia se expande en la sociedad volviendo a las mujeres infértiles, y una noticia sobre un cuento de hadas volviéndose realidad reaviva las esperanzas de no caer ante la extinción. Una carrera contra reloj para encontrar a la flor de Shea, o a los antiguos habitantes Atlantes, y obtener el secreto de la subsistencia se desarrolla en el espacio. Una guerra por quienes quieren salvarse, quienes quieren hacer negocios y quienes simplemente buscan tener una delicada pieza de colección en sus manos con la cual regocijarse o hacerse rico. ¿Tú en qué bando juegas?

Objetivos (Opcional): Recuperar la flor de Shea y/o encontrar un Atlante. Decidir si su bando es en pos del bien propio o el público.

Foro estilo Steam Punk. Futurista.







Últimos temas
» Sakura Feudal [élite]
Jue Jun 05, 2014 10:50 pm por Invitado

» Prólogo
Jue Mayo 08, 2014 12:38 am por Armonía

» Censo I
Miér Mayo 07, 2014 7:48 pm por Caos

» Hell Guns [Normal]
Dom Mayo 04, 2014 5:27 pm por Armonía

» Falthirien {Recién abierto} [Élite]
Dom Mayo 04, 2014 5:26 pm por Armonía

» Madness -normal-
Mar Abr 01, 2014 8:55 pm por Caos

» Ficha de Personaje: Nicolay
Lun Mar 10, 2014 1:53 am por Caos

» Star Kagerou Project / Normal
Dom Mar 09, 2014 2:43 pm por Caos

» One Shot || Confirmación
Jue Feb 13, 2014 12:26 pm por Albel









Armonía







Caos
Hermanos
Pokémon Ámbar
Lost Dimensions

Aliados Élite
 Nova Orbis
Ciudad Sekai Hinobanari Teen Titans New GenerationTwisted Fairy TalesSword Art Online (SAO)SheaFalthirien

Afiliados Normales

Licencia de Creative Commons
Shea's Chronicles by Sabrina is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 3.0 Unported License.
Creado a partir de la obra en http://shea.forogratuito.net/.

VISUALIZACIÓN

Para lograr una mejor visualización del foro, te recordamos que preferimos que nos visites con Google Chrome o, en su defecto, Firefox. Te aseguramos que tendrás más comodidad, menos molestias y nos verás más bonitos ♥


Turbulencia

 :: Básicos :: Libros

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Turbulencia

Mensaje por Armonía el Miér Mar 06, 2013 11:19 pm


Turbulencia

Por un largo período de miles de años, Atlantis fue una sociedad “secreta”, que no tenía intenciones de expandirse, sino que les bastaba con existir en paz. Su sociedad era armónica, no había conflictos, no había egoísmo…no había imperfecciones. Incluso si las había, en una proporción casi minúscula, la justicia entre los mismos atlantes era perfecta, a tal punto que nadie quebrantaba la ley. Una sociedad ciertamente utópica, que cayó solo por un hombre, un Rey.

En aquél entonces, los reyes eran elegidos cada 500 años mediante la votación de todo el pueblo. Todos hasta él fueron perfectos y durante sus reinados llevaron a Atlantis al apogeo en el cual Tyberius ascendió al poder. Durante los primeros años de su reinado, todo fue normal: la sociedad continuaba avanzando y volviéndose, si era posible, más y más perfecta; aunque por supuesto, aparecieron los primeros tintes de soberbia en las acciones del Rey. Sin realizar anuncio alguno, Tyberius envió una unidad de exploración hacia tierras exteriores, algo que ningún rey había realizado antes. Alegó de forma brillante sin duda al acreditar la expedición a la necesidad de mayor territorio, pese a que él solo quería expandir la cultura Atlante por encima de la de otras sociedades y dejar a Atlantis y a los Shea como las razas, y ciudad, más poderosas del planeta.  El pueblo no tenía por qué dudar; sus reyes nunca los habían defraudado, Tyberius no había dado motivos para que se creyera lo contrario por lo que ¿Cómo saber que iban a verse traicionados por su mismo gobernante?

Conforme los meses pasaron de aquella primera expedición, las acciones del rey, en relación al exterior, se fueron volviendo más y más misteriosas.  Los exploradores que eran enviados al exterior en algunos casos no regresaban. El rey acreditaba las desapariciones a civilizaciones exteriores agresivas que no soportaban ver las facultades Atlantes. Y así continúo todo, hasta que el mismo consejo interrogó al rey Tyberius. La situación no podía ser ignorada ni un minuto más. En el interrogatorio el rey traidor volvió a demostrar su increíble habilidad para la mentira a tal punto que el consejo no tuvo más alternativa que permitirle que continuara con su reinado.

Los dioses consideraron las acciones del senado como una especie de aval a las acciones del rey traidor por lo que, de a poco, los dioses fueron abandonando a su suerte a los Atlantes. Los templos gradualmente se derrumbaban sin razón, la gente no podía entender y los sacerdotes no encontraban nada mejor que decir que los mismos dioses los habían abandonado, lo que, por supuesto, sembraba el pánico a nivel social. El rey continuaba sus negocios misteriosos, ignorando el problema social importante que estaba agobiando a su aún próspera sociedad. Incluso un íntimo amigo del ejército de Eldarion fue enviado a una de las misteriosas misiones del rey. El mismo también terminó perdido. Fue en ese entonces que tanto Eldarion como Evadne, ambos miembros de la alta sociedad, comenzaron a investigar los misterios del rey Tyberius.

Las búsquedas eran por supuesto, siempre infructuosas. El rey traidor era sumamente inteligente y pese a que Eldarion y Evadne eran dos miembros destacados de la sociedad, a ambos les resultaba increíblemente complicado seguir los pasos de aquél rey. Por algo había sido elegido después de todo. No tuvieron ningún tipo de evidencia sólida hasta una noche, unas dos semanas después de que el amigo de Eldarion haya desaparecido. Este mismo apareció en la puerta del matrimonio, moribundo, con un cuaderno en sus manos. Con sus últimos suspiros llegó a susurrar:

“…Tyberius…traidor…”

Palabras que provocaron que los corazones de ambos Atlantes…casi saltaran del pecho. Así era, sus sospechas eran ciertas después de todo; El rey… era un traidor. Pero la pregunta ahora era ¿Qué había en aquél libro? ¿Por qué su amigo había sacrificado en cierto punto su vida por ese cuaderno? No quedaba de otra más que leerlo…


“Atenas, Asunto Atlante. Entrada #1
Hace unos cuantos días, en las afueras de la ciudad, avistamos un grupo muy extraño, completamente desconocido para nosotros. No les hicimos nada la apariencia y las armas de esos seres eran muy extrañas. Ellos se veían más grandes, más fuertes que los hombres de nuestro ejército ¿Cómo meternos con ellos si ni siquiera sabíamos que ó quiénes eran?


Asunto Atlante. Entrada # 2
Esos extraños seres no volvieron a aparecer desde aquél momento hace aproximadamente dos semanas. La noticia se corrió por todas las filas del ejército Ateniense, llegando incluso al Rey. Claro que este último, simplemente nos acusó de estar alucinando, que tales cosas como súper-humanos no existían en lo absoluto. Esperemos que así sea no puedo imaginar que pasaría…


Asunto Atlante. Entrada #3
No puedo creerlo es simplemente fascinante. Las cosas que pueden hacer las cosas que saben el entendimiento del mundo y de las estrellas sus armas, sus cualidades físicas están fuera de nuestro alcance no puedo creer lo atrasados que estamos…


Asunto Atlante. Entrada #4
Después de nuestro primer encuentro con los “Atlantes” hace ya unos cuantos días, debo decir que me siento avergonzado de ser griego. Esos súper-humanos son increíbles. Su fuerza es incomparable a tal punto que ni siquiera un batallón completo podría combatir contra unos diez de ellos. Es tanto fascinante como aterrador el hecho de solo pensar imaginar la sociedad de la que estos Atlantes vienen. Se rehusaron a decirnos de donde, pero si nos mencionaron de donde sacaron su poder su secreto. Nos mencionaron algo de una flor que sus antepasados bebieron y conforme el tiempo pasó ellos se volvieron lo que son hoy en día. Pero también nos dijeron, que la misma flor que les dio el poder desapareció con sus antepasados. Que decepcionante.


Asunto Atlante. Entrada #9
El día de ayer el gobernante Atlante nos visitó en el consejo, en el cual se reunió de forma secreta con el Rey. No me quieren decir de qué se habló, malditos sean…


Asunto Atlante. Entrada # 13
Me incluyeron en un equipo de Elite, formado especialmente para investigar las extrañas facultades de los Atlantes. Uno de estos días, el rey mismo compartirá el verdadero propósito del grupo así como también lo que el conversó con el Rey Atlante.


Asunto Atlante. Entrada # 15
Ahora puedo comprender todo lo que el rey se propone con el grupo. El rey atlante está vendiendo a su gente por trozos de territorio para que su sociedad pueda expandirse de sus límites actuales. A cambio, nosotros podríamos entender más los secretos de los cuerpos Atlantes. Ya varias hipótesis rondan nuestras mentes aunque es un poco cruel el método aún puedo dormir de noche así que no tengo ningún problema.


Asunto Atlante Entrada # 20
Hoy se nos escapó uno de los sujetos de prueba. No importa realmente. Aún tenemos decenas de ellos, no perderemos nada si uno se escapa. La información que hemos reunido es impresionante y sin duda alguna, la creencia grupal es que el secreto de la flor, no se encuentra solo en la flor si no que la misma aún vive en el cuerpo, en la sangre, de cada uno de los Atlantes. Es con esto que…”

Le explicación continuaba pero Eldarion no pudo soportarlo más y arrojó el libro en contra de una de las paredes de su casa, con los ojos llenos de lágrimas y por primera vez en la vida, su corazón lleno de ira y odio. El interrogante que invadió su mente no fue otro más que el esperado ¿Que mierda hacer ahora con la información que tenía a su disposición? Hizo lo que un Atlante decente haría, lo correcto. De forma inmediata y sin dudar en ningún momento y de forma muy discreta, se dirigió hacia el palacio del Senador principal del senado. Evadió la seguridad, mientras menos guardias supieran de sus acciones, mejor, vaya a saber cuántos le eran ciegamente leales al rey traidor. Al llegar a los aposentos del senador lo despertó y le explicó todo. La reacción del viejo fue la esperable. Tildó a Eldarion de conspirador, de lunático. Pero obviamente estas palabras desaparecieron ni bien le enseñó el diario de aquél investigador griego. Consternado y al borde de vomitar del asco por las cosas que allí había leído, convocó una reunión secreta del senado, de la cual el rey, no se enteró nunca por suerte. En la misma se presentó el documento y la reacción de todos fue la misma: Muerte al Rey Traidor

Los caminos Atlantes iban en contra de ese accionar equivocado, pero no era momento para filosofar. Si el documento era reciente,  que seguramente lo era, aún había tiempo suficiente como para rescatar a los Rehenes en Atenas. Pero por supuesto una Invasión era necesaria, de otra forma, ningún grupo de Elite podría infiltrarse para rescatarlos y quemar los datos.  Es penoso siquiera pensar que por el intento de enmienda de los errores del rey traidor fue que los dioses se hartaron de los Atlantes. La invasión Atlante se llevó a cabo. Una porción de Atenas fue destruida, en conjunto con la información sobre los Atlantes. Los rehenes fueron rescatados también, pero ya era demasiado tarde.

Eldarion fue el encargado, junto a su esposa, de dirigir el grupo de Elite que ingresaría a Atenas antes de la invasión y la abandonaría antes de que esta terminara con todos los datos y rehenes incluidos. La misión fue un éxito. El poderío Atlante era demasiado para los pobre Griegos…pero por supuesto, no para sus dioses. Ni bien llegaron a la ciudad tanto Eldarion como Evadne, se tenían que encargar de despachar al Rey traidor. Lo increíble era que, pese a su gran inteligencia, el rey traidor no había intentado huir, al contrario, cuando ambos llegaron a su salón del trono, él estaba sentado en su trono con una sonrisa en su rostro.  Antes de que ambos lo terminaran llegó a susurrar…

“Ya es demasiado tarde para esta maldita ciudad: Nos vamos para abajo…”

Murió con una sonrisa soberbia en su rostro, sabiendo lo que iba a suceder con la sociedad que el mismo había arruinado. Segundos después de que el rey dejara de respirar un enorme terremoto se hizo presente en la ciudad. Eldarion comprendió entonces las palabras del Rey traidor, los dioses se habían hartado de Atlantis y su soberbio Rey. Huir era la única oportunidad y fue entonces que ambos, con algunos pocos sobrevivientes se las arreglaron para escapar antes de que Poseidón se tragara por completo la ciudad. Llenos de tristeza tanto Evadne como Eldarion fueron testigos del nacimiento y muerte de su hermosa civilización. Culpa en sus corazones y remordimiento por las pérdidas de amigos, familiares tan solo para reconocer que como había nacido ahora Atlantis había caído tal como si su destino siempre hubiera sido manipulado por entes sobrenaturales, como si de una gran maqueta se tratara…

avatar
Armonía
Admin General
Admin General

Mensajes : 102

http://shea.forogratuito.net

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 :: Básicos :: Libros

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.